¡En México no se come solo, se come en familia!

En México, la comida no es solo un acto de satisfacción de hambre, ¡es toda una experiencia que se comparte en familia! Y en septiembre, este ritual se vuelve aún más especial. Aquí te contamos por qué los mexicanos prefieren comer en familia en lugar de solos.

 

En nuestra cultura, la familia lo es todo. Somos conocidos por nuestros lazos familiares fuertes, y una de las maneras en que mantenemos esas conexiones es a través de la comida. Reunirse en la mesa para disfrutar de un buen platillo es la excusa perfecta para pasar tiempo juntos, platicar, reír y fortalecer esos vínculos que nos unen.

 

¡Y si hablamos de septiembre en México, no podemos evitar mencionar las fiestas patrias! El Grito de Dolores, el 15 de septiembre, y el Día de la Independencia, el 16, son fechas en las que nos reunimos con la familia y amigos para celebrar con orgullo nuestra independencia. En estos días, las mesas se llenan de platillos tradicionales como pozole, tamales, chiles en nogada y antojitos mexicanos. Comer en compañía de seres queridos es parte fundamental de estas festividades.

 

No importa si es el desayuno, la comida o la cena, en México la comida es un verdadero placer y lo disfrutamos al máximo. Nuestra gastronomía es rica en sabores, colores y texturas, y compartir ese banquete con la familia hace que la experiencia sea aún más deliciosa. Desde la preparación de los platillos hasta la hora de sentarse a la mesa, todo es una oportunidad para compartir momentos especiales.

 

En las comidas en familia, también se transmiten secretos culinarios de generación en generación. Abuelitas y mamás enseñan a las nuevas generaciones cómo preparar las recetas tradicionales con ese toque único que solo una familia puede darle. Así, cada comida es una lección de historia y amor.

 

En México, la comida en familia es una tradición arraigada que fortalece nuestros lazos familiares y culturales. Y en septiembre, con las celebraciones patrias, esta costumbre se vuelve aún más significativa. Comer en familia no solo es una forma de disfrutar de deliciosos platillos, sino también de mantener vivas nuestras tradiciones y valores. ¡Así que la próxima vez que te sientes a la mesa con tu familia, recuerda que estás compartiendo algo más que comida, estás compartiendo amor y tradición mexicana! ¡Buen provecho!

 

 

Stephanie Mayén «Neón»
Ciudad de México
04-09-23

ARTÍCULOS RECIENTES

México y los Juegos Olímpicos de 1968: Un Momento Histórico

En 1968, la Ciudad de México se convirtió en el epicentro del deporte mundial al albergar los Juegos...

Top 5 Platillos Callejeros de México

En las bulliciosas calles de México, la comida callejera no es solo una experiencia culinaria, es un...

Movilidad digital un cambio silencioso

Moverse en la Ciudad de México es todo un reto para cualquiera que se encuentre en esta vibrante...

4° FESTIVAL INTERNACIONAL ROSA: VISIBILIDAD LGBTQ+ Y TEATRO

El 10 de junio del presente año, dentro del Foro Escénico del Centro Cultural José Martí (CCJM), se...

Medidas de protección en INTERNET para nuestros PEQUEÑOS

En Ciudad de México, el internet y el uso de dispositivos inteligentes han permeado la vida de la...

Diversx Universx, el camino a la inclusión escénica

El pasado 29 de mayo del presente año, dentro del Foro Escénico del Centro Cultural José Martí...

Problemáticas de los entornos digitales en NIÑOS

Según la Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en los...

Internet, chats y consecuencias en los peques

En Ciudad de México, el internet y el uso de dispositivos inteligentes han permeado la vida de la...

De la Calle al Corazón: Frases Populares Mexicanas

México es un país rico en cultura, historia y tradiciones, y su lenguaje cotidiano está impregnado...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *